Jordi Camps está vinculado a la creación del actual Museu Nacional d’Art de Catalunya como Conservador Adjunto a la subdirección de Colecciones. Un año después, en 2005 pasa al Departamento de Arte Románico como conservador hasta ser el Jefe del Área de Románico hoy día. Anterior y paralelamente ha sido profesor: de Historia del Arte y Jefe de Estudios en la Escola d’Arts i Oficis “la Llotja” de Barcelona, como profesor asociado del Departamento de Historia del Arte de la Universitat de Barcelona, y en el Departamento de Arte de la Universitat Autònoma de Barcelona.